Will Smith

Will Smith da vida a John Hancock en Hancock

Will Smith en HancockQuien es John Hancock

Hay héroes... hay superhéroes... y luego está Hancock (Will Smith). Un gran poder conlleva una gran responsabilidad. Todo el mundo lo sabe. Todo el mundo, menos Hancock. Insatisfecho, atormentado, sarcástico e incomprendido, las acciones heroicas y bienintencionadas de Hancock cumplen su objetivo y salvan muchas vidas pero siempre provocan unos tremendos desaguisados. La población ya no puede más, y aunque está agradecida de tener a su héroe local, los buenos ciudadanos de Los Ángeles, se preguntan, qué es lo que han hecho para merecer a este tipo. Hancock no es alguien al que le importe lo que piense la gente, hasta el día en que salva la vida de Ray Embrey (Jason Bateman), alto ejecutivo de una empresa de relaciones públicas. Y es entonces cuando el impopular superhéroe se da cuenta de que, al fin y al cabo, tiene un lado vulnerable.

Will Smith y Hancock

"Hancock no es como el común de los superhéroes", dice Will Smith. Añade dice que lo que lo atrajo de la película es la oportunidad de llevar a la pantalla una historia única, Hancock, una película de superhéroes que amplía las fronteras del género haciendo énfasis en las emociones humanas. "Existe esta idea de que las películas de 'verano' son de acción y que las películas de 'otoño' son de personajes", explica Smith. "¿Qué ocurre si coges una historia dramática con personajes complejos y la sitúas dentro de una producción con todas las campanas y la algarabía de una película del 4 de julio? ¿Por qué no se pueden unir y obtener lo mejor de los dos mundos?".

"Hancock es complicado", dice Smith. "Cada día se despierta enfadado con el mundo. No recuerda lo que le ha ocurrido y no hay nadie que le ayude a encontrar las respuestas. Tiene buenas intenciones, pero tiene problemas a la hora de conectar con el mundo que tiene a su alrededor".

Will Smith asegura que la película tiene sus raíces en una profunda emoción humana. "Hancock es como un líder del equipo del instituto, que tiene todo el talento del mundo pero la actitud equivocada", dice Smith. "No se da cuenta de que la razón de que su equipo no gana es porque su amor y comprensión por el juego no están allí, no entiende la belleza del trabajo en equipo. Ser parte del grupo, interactuar con los otros, es la idea central del ser humano. Pero Hancock se encuentra totalmente aislado hasta que conoce a Ray Embrey, que lo vuelve a incluir en la sociedad".

Michael Mann

Para el director Michael Mann, el resultado es la unión perfecta entre la estrella y la película. Un film que entrega lo que el público espera de Will pero a la vez lo atrapa de manera sorprendente. "Nos propusimos hacer una película que se moviera entre lo profundo, gracioso, irreverente, sexy y romántico pero que a la vez fuera emocionante y maravillosamente intensa. El poder de Will Smith como actor es su habilidad de habitar de manera profunda en los estados de ánimo de este complejo personaje. Él es el centro de gravedad..." concluye Mann.

Comentarios Sobre Will Smith como Hancock

"Existe sólo una persona capaz de representar esta idea", dice Goldsman, uno de los actores. "No puedo llegar a concebir a Hancock sin Will Smith interpretándolo".

"Will estaba encantado de interpretar a un superhéroe", dice el productor James Lassiter. "Cuando vimos el guión, pensamos que era la manera perfecta de hacer una película de este tipo, un héroe irreverente nunca visto antes. Hancock es un personaje interesante, excepcional, que rompe el molde".

Con Will Smith a bordo, fue una tarea fácil convencer a Peter Berg, aclamado por su trabajo como director de Friday Night Lights y La sombra del reino (The Kingdom), para dirigir la película. "Will es una de las pocas estrellas de cine en la que realmente confluyen una serie de habilidades", continúa Berg. "Tiene talento, no tiene miedo y es extremadamente honesto. Cuando estos tres elementos se reúnen, esa persona lo puede interpretar casi todo, y Will, ciertamente, ¡está dispuesto a intentarlo!".